Si le preguntamos a un grupo de personas ¿para qué quieres ser millonario? la respuesta, en general, será: "para vivir bien".

Pero vamos a definir las dos partes: qué es ser millonario y qué es vivir bien.

Ser millonario es algo sencillo de entender: si tu tienes un millón de pesos o más eres millonario por definición. Y si ganas en un año un millón de pesos o más, también eres millonario por definición.

Enfoquemos en ganar un millón al año, pues si tienes un millón guardado y gastas todo o una parte, dejas de ser millonario.

Si consideramos que el año tiene 12 meses, ganar como mínimo $84,000.00 cada mes te suma el millón anual.

Se oye bonito, pero ¿cómo me los gano?

Te voy a dar lo que para mi son las tres mejores opciones, pero no voy a ahondar en ellas, tal vez en otra ocasión lo haga; hoy quiero hablar del estilo de vida:

  1. Redes de mercadeo.- no necesitas conocimientos previos, sencillo, muy baja inversión, rápido retorno de inversión y ganas mientras aprendes; prácticamente ganas desde la primer semana, aunque la ganancia es poca al inicio.
  2. Mercadotecnia en internet.- necesitas aprender, también es sencillo, baja inversión, ganas en un tiempo indeterminado que puede ser hasta un poco más de un año. En este punto te invito a visitar el sitio viviralmaximo.net para que veas algo real y práctico. El autor, Ángel Alegre, lo está haciendo muy bien.
  3. Franquicias.- alta inversión, necesitas aprender, lento retorno de inversión y puede llegar a ser esclavizante, con lo que prácticamente vives para tu negocio.

Vivir bien puede tener muchas definiciones, pues cada persona tendrá su manera de disfrutar la vida, sus formas de divertirse y de sentirse en paz. Pero a lo largo de muchos años de análisis, reflexión, meditación, etcétera; el ser humano ha encontrado algunas cosas en común para lograrlo:

Por ejemplo, Epicuro creía que todos podemos hallar un modo de ser felices; el problema, según él, es que buscamos en el sitio equivocado. No entendemos nuestras necesidades y por eso somos víctimas de deseos sustitutivos. Recuerden que Epicuro decía que nuestras verdaderas necesidades son: - tener amigos, – ser libres y - una vida analizada.

Por libertad, y adaptando el concepto a nuestra época, vamos a pensar en libertad financiera; y de ahí viene el "ser millonario"; ergo, "disfrutar de la vida".

Y aquí es donde empieza la filosofía de "los nuevos millonarios":

Acepta que puedes vivir una vida tranquila ganando el dinero suficiente para hacer realidad tus sueños y anhelos desde una reflexión y aceptación de una forma de vida centrada en el espíritu del hombre, al tiempo que trabajas pocas horas para disfrutar de lo que has ganado.

Epicuro argumentaba que el placer más alto consiste en una vida simple, moderada y complementada con discusiones filosóficas entre amigos.

Y en este punto, respecto a trabajar pocas horas, te recomiendo el libro "la semana laboral de cuatro horas", de Timothy Ferriss.

Créeme: soñar con un McLaren y trabajar para alcanzar ese sueño te dará más infelicidad, frustración y enfermedad de lo que te puedas imaginar.

Así que no lo pienses mucho, busca una alternativa de trabajo y/o ingresos económicos y, quien sabe; tal vez en un par de años te estreche la mano en el club de los nuevos millonarios.

Atrévete, no tengas miedo, las cosas vendrán y serán para bien; no debemos dejarnos llevar por el pánico ni desistir de todo. Nuestro dolor viene de la distancia entre aquello que somos y lo que anhelamos ser.

0
1

Continúa leyendo: