Los 5 lenguajes del amor

¿Te ha pasado que las personas con las que te relacionas, por muy monas que éstas sean contigo, no llenan tu copa de amor? o viceversa; que por mucho que ames a una persona e intentas demostrarlo usando todos tus recursos ¿no logras que el amor que sientes profundice en el Sujeto de tu amor?

El escritor Gary Chapman, en su libro "Los cinco lenguajes del amor", te dice como darlo de manera efectiva.

Leguaje de amor # 1: Palabras de afirmación

Este lenguaje de amor normalmente lo hablan las personas que crecieron en un ambiente familiar donde sus padres les expresaron verbalmente las cualidades que poseían: "eres inteligente", "eres ordenado", "aprecio que laves los trastos", "te quiero", "estoy orgulloso de ti"... Las personas que tienen dificultad en expresar las cualidades de los demás, es porque en su casa solo escucharon palabras de crítica y desaliento: "eres un tonto", "todo lo haces mal", "no sirves para nada"... nunca es tarde para cambiar un patrón de conducta negativo.

Tanto a hombres como a mujeres les gusta que los afirmen con palabras positivas; porque estas impulsan a dar lo mejor de si mismos. La persona cuyo lenguaje de amor es de palabras de afirmación, se siente amada cuando recibe halagos sobre lo bien que se ve o hace las cosas. Si no hablas este lenguaje de amor puedes practicarlo, elogiando a las persona por lo bien que se ve, por su inteligencia, por su amabilidad... claro sin llegar a la adulación.

Lenguaje de amor # 2: Regalos

A la persona que le encantan los regalos es porque ese es su lenguaje de amor, ve en los obsequios algo más que detalles, son palabras de amor representadas en dádivas, como: "estuve pensando en ti". El regalo no necesariamente tiene que ser de un precio elevado, puede estar confeccionado, comprado o encontrado. Para ser eficiente en dar regalos se requiere escuchar con atención sobre los intereses, necesidades y gustos de las personas a las que amas. Si tu eres una persona ahorrativa y crees que es un desperdicio dar regalos, ve este acto de dar como una inversión, porque el rendimiento que recibirás será amor y no hay nada más hermoso en el mundo que dar y recibir amor.

Lenguaje de amor # 3: Actos de servicio

En todas las épocas, para la mayoría de las personas el servir a otros es un acto humillante; sin embargo, los grandes políticos y pensadores que han existido, tuvieron como filosofía de vida dar y darse a los demás de forma abnegada. Servir, es mostrar la grandeza de tu corazón, es decir te amo con acciones. Entregar un poco de apoyo a los demás es gratificante, tanto para el que da, como para el que recibe; sobre todo si este último es su lenguaje de amor.

Para hablarlo lo único que necesitas hacer es observar las penurias de las personas de tu entorno y satisfacerlas con una buena actitud. El resultado será aligerar un poco las cargas de otros contribuyendo para que su vida sea más llevadera.

Lenguaje de amor # 4: Tiempo de calidad

Cuando el tiempo de calidad se usa como un medio de expresar amor genuino, es un poderoso comunicador emocional.

Dialectos del tiempo de calidad:

Conversación de calidad y escuchar con calidad

Si le expreso mi amor mediante el tiempo de calidad y vamos a pasar ese tiempo de conversación, significa que me centraré en usted, escuchando con empatía lo que tiene que decir. Le haré preguntas, no para acosar, sino con un deseo genuino de comprender sus ideas, sus sentimientos y sus deseos. La conversación de calidad comunica mi interés.

Ideas prácticas que te ayudarán a escuchar con calidad

  1. Mantenga contacto visual mientras escucha a alguien. Esto evita que su mente divague y comunica que la persona tiene su total atención.
  2. No realice otras actividades mientras escucha a otro individuo. Recuerde que el tiempo de calidad es darle a alguien toda su atención.
  3. Escuche con atención sus sentimientos. Pregúntese ¿Cuáles son los sentimiento de esta persona en este momento? Cuando crea tener la respuesta, confírmela, haciendo preguntas en relación a los sentimientos que percibe en su interlocutor.
  4. Observe el lenguaje corporal. Algunas veces el lenguaje corporal dicen una cosa, mientras que las palabras dicen otra. Pida aclaraciones para saber lo que la persona piensa y siente en verdad.
  5. Evite interrumpir. Se trata de comprender los pensamientos, sentimientos y deseos del otro. Cuando interrumpe demasiado pronto, puede que nunca llegue a descubrir lo que el otro intentaba decirle en realidad.
  6. Formule preguntas reflexivas. Cuando crea haber comprendido lo que la otra persona trata de decirle, compruébelo con una pregunta: 'he oído que dices... ¿Es cierto esto?'.
  7. Exprese comprensión. La persona necesita saber que la escucharon y comprendieron. Lo que podrías decir es: 'Lo que escucho que me dices es que, sientes que se están aprovechando de ti...' Si la respuesta de tu interlocutor es afirmativa, tu puedes responder: 'si eso mismo sentí'.
  8. Pregunte si hay algo que pudiera hacer y que fuera útil. Evitar dar consejos antes de que se pidan es de sabios, porque la mayoría de las veces la persona ya se sabe lo que tiene que hacer, lo único que quiere es que la escuchen.

Actividades de calidad

Pueden incluir cosas en la que uno o ambos tengan interés. El énfasis no esta en lo que se hace, sino en el por qué se hace. El propósito es el de experimentar algo juntos y terminar sintiendo: le importo; estuvo dispuesto hacer algo conmigo que me gusta, y lo hizo con una actitud positiva.

Lenguaje de amor # 5 Toque físico

Las investigaciones del desarrollo infantil llegan a la siguiente conclusión: Los bebes que se cargan, abrazan y tocan con ternura desarrollan una vida emocional más sana que a los que se les deja solos por largos períodos sin contacto físico. Lo mismo es cierto con los ancianos.

Un tierno abrazo comunica amor a un niño, pero le grita amor al niño cuyo lenguaje principal de amor es el toque físico. Sucede lo mismo en los adultos.

Tipos de toques

Toques sensibles

En un momento de crisis, casi por instinto nos abrazamos los unos a los otros. ¿Porqué? Porque el toque físico es un poderoso comunicador de amor. En situaciones difíciles, más que ninguna otra cosa necesitamos sentirnos queridos. No siempre podemos cambiar los hechos, pero podemos sobrevivir si nos sentimos apreciados.

Toques sexuales

No podemos hablar de toque físico como un lenguaje emocional de amor sin también hablar de cómo interactúa con la sexualidad del ser humano.

Una reciente encuesta nacional sobre las relaciones sexuales realizada por investigadores de la universidad de Chicago descubrió que noventa y cinco por ciento de los que cohabitan y noventa y nueve por ciento de las personas casadas esperaban que su pareja les fuera sexualmente fiel. Algo en lo profundo de nuestro ser dice: 'La relación sexual es íntima y debería disfrutarse con alguno que se tenga un profundo compromiso'.

Aprende a tocar

Para algunas personas dar y recibir amor mediante el toque físico no será fácil. Sus vidas están marcadas por el abuso físico o sexual en su niñez o adolescencia. Para esas personas es necesario recurrir con un profesional y recibir consejería para sanar los recuerdos de abusos del pasado. Sin tal sanidad interior tendrán dificultades para formar relaciones sanas y duraderas.

Otras personas no recibieron ningún tipo de abuso físico y sexual, pero crecieron en familias que no 'tocan'. De ese modo, toda la idea del toque físico les parece una invasión del espacio personal y es incómodo en lo emocional. Para esas personas, es solo un asunto de aprender a hablar un nuevo lenguaje de amor.

El mejor momento para esos toques

El momento queda determinado en gran parte por el estado de ánimo y el deseo de la otra persona. En general el toque físico es apropiado después que una persona alcance un logro importante. Es un medio de celebrar la victoria. Por otra parte, los momentos de fracaso también lo son para expresar el lenguaje de amor del toque físico.

La mejor manera para esos toques

Existen numerosas maneras mediante las cuales podemos expresar nuestro afecto a través del toque físico. Abrazos, besos, frotar la espalda, palmaditas, toques suaves, masajes y juegos de lucha con los brazos son todas manera adecuadas de hablar el lenguaje de amor del toque físico. Cada individuo es único. Si quiere tener éxito en sus relaciones, debe aprende no solo el lenguaje de amor, sino el dialecto en el que la otra persona recibe amor de la mejor manera.

Descubra su lenguaje principal de amor

  • Observe su propio comportamiento

¿Cuál es su manera más típica de expresar amor y aprecio a otras personas? Si casi siempre se escucha animando a otras personas dándoles palabras de afirmación, quizá sea su lenguaje principal de amor. Hace por los demás lo que quisiera que los demás hicieran por usted. Si es dado a dar palmaditas en la espalda, a dar un apretón de manos o a tocar el brazo, quizá su lenguaje de amor sea el toque físico. Si de continúo les hace regalos a los demás en ocasiones importantes y también sin que las haya, pueda que los regalos sean su lenguaje de amor. Si es el que toma la iniciativa para planear citas al fin de cenar o almorzar, o para invitar a amigos a su casa para pasar la tarde puede que el tiempo de calidad sea su lenguaje de amor. Si es es el tipo de persona que no espera hasta que alguien le pregunte, sino que observa lo que hay que hacer y lo hace, es probable que su lenguaje principal de amor sea el de los actos de servicio.

  • Observe lo que quiere de los demás

Las cosas que pedimos tienden a indicar nuestras necesidades emocionales. Por lo tanto, al observar lo que requiere de los demás quizá le revele con claridad cuál es su lenguaje principal de amor.

  • Escuche sus propias quejas

Nuestras quejas revelan nuestras heridas emocionales profundas. Lo contrario de lo que más le hiera quizá sea su lenguaje de amor. Si recibiera amor en ese lenguaje, la herida se curaría y se sentiría apreciado.

  • Hágase preguntas clave

Hágase las siguientes preguntas y respóndalas: ¿Qué me gusta más de la persona con la que salgo? ¿Qué dice o hace que me hace desear estar a su lado? Sus respuestas le darán una idea de cuál es su lenguaje de principal de amor. Otro enfoque sería preguntarse: ¿Cómo sería el cónyuge ideal para mí? Si pudiera tener la pareja perfecta, ¿Cómo sería? La imagen que tenga de la pareja perfecta debiera darle una idea de cuál es su lenguaje principal de amor.

Cómo descubrir el lenguaje de amor de otros

Amar es una calle de doble sentido. Existe satisfacción no solo cuando se recibe amor, sino también cuando se da. Si quiere ser un amante eficiente, debe aprender cómo descubrir el lenguaje principal de amor de otras personas.

  • Observe sus expresiones, quejas y demandas

Podría emplear los cuatro enfoques que sugerimos para descubrir su propio lenguaje de amor. Eso implicaría observar cómo expresan amor a otras personas. Con muchas personas, eso se observa con rapidez. Con otras que no son tan espontáneas en sus expresiones de amor, puede que le resulte más difícil verlos expresar amor. Por lo tanto , podría preguntarse de qué se quejan más a menudo.

De esta manera, el observar su comportamiento y escuchar sus quejas y exigencias podría muy bien mostrarle cuál es el lenguaje principal de amor de otras personas.

  • Haga preguntas

Si desea saber qué piensa otra persona, haga preguntas. Las preguntas deben escogerse bien y deben ser expresiones de un deseo genuino de información. Por ejemplo hablar con la persona amada y preguntar: 'de todas las manifestaciones de amor que te he dado, ¿Cuál de ellas te ha gustado más?'.

Si te gustó el artículo y deseas profundizar más, te recomiendo leer el libro que puedes encontrar tanto en formato PDF como en audio libro en esta liga.

Texto compartido por Luna

3
0

Continúa leyendo: